Puedes, lo sé…

20150421-134356.jpg

Puedes, igual o mejor que yo. Puedes, porque sé lo que es caerse una y mil veces y mirar como los demás siguen adelante. Puedes, lo sé, porque conozco la sensación de no saber tu lugar en el mundo, contando los días hacia atrás y las heridas en tu cuerpo. Puedes acabar lo que empiezas, porque yo también abandoné mucho antes de acabar y me supe evitando miedos que aparecían después con más fuerza. Puedes, estoy seguro. Porque igual no lo sabes, pero yo dejé la facultad en cuarto de carrera, sin norte ni pasión en lo que hacía. Puedes, desde luego, porque el tiempo te va a dar excusas de sobra, pero ninguna te convencerá demasiado. Puedes, créeme, porque sé a lo que sabe el veneno de la soledad y habitar sin autoestima. Andar sin rumbo en un páramo de existencia y pensar que el universo conspiraba.

Puedes, no me cabe duda, porque durante años negué hasta mis letras, olvidándome de expresar, de amar y de confiar en ninguna sombra. Puedes, claro que sí, porque sé lo que es no poder respirar, muy quieto, en una habitación sin luz donde quieres que todo termine pronto. Puedes, hazme caso, aunque tengas que elegir quien quieres ser de nuevo y empezar a ponerlo en práctica. Puedes, a pesar de todo, porque las cicatrices te harán más fuerte, y eso ayudará a personas que aún ni conoces. Puedes, mírame, que mis canas son decepciones que superé y mis versos ahora recitan a la vida. Puedes, observa, que hago lo que me propongo, libre, desencadenado de los límites que me enseñaron de pequeño. Puedes, porque volví sobre mis pasos a la carrera, acabando supuestamente tarde, y ya ves donde me hallo. Puedes, no te rindas, que el sabor de rehacerse es un manjar para tu alma.

Puedes, desde luego, pero no bajes jamás la mirada. No vendas tus sueños por un sueldo, que tu dignidad no tiene precio. Puedes, vamos, que te acompaño, y necesito ejemplos que me ayuden a convencer al que haga falta. Puedes, dime que sí, aunque aún no lo creas, y ya algo nuevo estará sucediendo. Puedes, actuando, sin escuchar las dudas, haciendo, con puntos de locura, saltando, con dosis de ternura, amando, sin medida, conquistando, venciendo el futuro, tocando el presente. Puedes, por los que se fueron, los que quedan y por los que vienen. Puedes, exprimiendo la vida, perdonándote el pasado, jugando, inventando las formas y sonriendo de mil maneras. Puedes, de poder, de querer, de sentir y de insistir. Puedes, de merecer, de alcanzar y de conseguir. Puedes, por mi, que te esperaré, cuidando de tus pasos hasta el infinito, como también hicieron conmigo, así hasta que puedas…

20150421-134334.jpg

1 Comentario

  1. Rocio Girón

    Eres admirable amigo …. tus palabras siempre impulsan!! Gracias mil

    Responder

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.